La patronal turística lamenta que el desarrollo de la operación ‘Malaya’ daña la imagen de la Costa del Sol

Los presidentes de la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), Salvador Vilches, y de la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes (Aedav), Pedro García, lamentaron el daño para la imagen del destino que está causando el desarrollo de la operación ‘Malaya’, contra la corrupción en el Ayuntamiento de Marbella.

En este sentido, Vilches aseguró que “no estamos en contra de lo que haga la justicia, sino de la forma en que lo hace”, al entender que el hecho de que se realicen en momentos puntuales detenciones de un alto número de presuntos implicados ha dado más repercusión al caso.

Criticó por tanto que en la operación, tanto en la primera como en la segunda fase, “cogen y detienen a unos 30, en vez de ir de dos en dos”, recordando que estas personas “no estaban huidas, estaban aquí, pero llevarlos de dos en dos no es noticia”.

Así, insistió en que “hay que limpiar” la situación en Marbella, pero hizo hincapié en que debe hacerse “no con tanta publicidad”, ya que los hechos “han tenido repercusión negativa nacional e internacional”.

De la misma opinión fue García, que en un encuentro con periodistas se mostró en desacuerdo con la forma en la que se produjeron las detenciones, ya que “no tenían que haber sido 30 de golpe y deteniendo a los empresarios, cuando a estos señores se les podía haber llamado a declarar de otra forma y obtener el mismo resultado”.

El presidente de Aedav destacó el daño de estos hechos al destino, al tiempo que dijo que “al turista hay que agradecerle que sigue viniendo, pero eso no quiere decir que sea bueno que en la plaza de los Naranjos haya cada día televisiones extranjeras”.

De igual manera, el responsable de la patronal hotelera destacó que operaciones similares a ‘Malaya’ se pueden realizar “donde se quiera, en cualquier zona”, ya que “si los ayuntamientos no tienen financiación gubernamental los únicos ingresos son los convenios con los urbanizadores”.

También recordó que se trata de un asunto que “afecta al inversor y el inversor es turista”, ya que “el inversor que compra su apartamento en Marbella y ahora está escuchando que van a demoler edificios debe estar asustado”.

Por último, apuntó que, a pesar de que las reservas ya realizadas en la Costa del Sol no se anularon como consecuencia de la operación, “sí que puede afectar en el futuro, sobre todo a Marbella”.

También te podría gustar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.